SOBRE LOS DIFUNTOS Y LOS ESPÍRITUS

Saludos a todos, voy a publicar una serie de post sobre los seres que dejan este plano y que ocurre después, como no podía ser de otra forma voy a empezar por el primer paso que lógicamente es fallecer y por ende hablaremos SOBRE LOS DIFUNTOS Y LOS ESPÍRITUS

Este tema puede resultar algo “problemático” porque los sentimentalismos que se puedan tener al respecto nos pueden nublar un poco la visión de lo que en verdad ocurre, así que intentare tratarlo con el máximo respeto (no es que los demás temas no los respete, pero en estos post no usare mi típico humor y me pondré algo más serio de lo habitual para no herir la sensibilidad de nadie).

Como siempre insisto, mis palabras son única y exclusivamente mi opinión basada en mis creencias, las cuales están fundamentadas en años de estudio y experimentos empíricos (dentro de lo empírico que se puede ser en este tema concreto) pero sobre todo, como veréis a lo largo del post, en algo para mi fundamental, que es la coherencia entre las diferentes creencias que yo particularmente tengo respecto al universo mágico y la vida. Pero aun siendo sincero, como siempre en mis exposiciones, puedo lógicamente estar, sinceramente equivocado.

Por lo tanto, si empezamos por el momento anterior a la muerte y sabemos que a esta vida hemos decidido venir nosotros ( nadie lo decide por nosotros) con una hoja de ruta en la que LO ÚNICO inamovible y por ende imprevisible, por ningún mago, tenga el nivel que tenga,  es el día del nacimiento y de la muerte, debemos de dar por “buena” la teoría de que aunque el destino per se no exista, sí que existen dos momentos pre-destinados por nosotros mismos antes de nacer, que son el momento, lugar y los padres que se encargaran de esa llegada, y el momento, lugar y circunstancias de la partida. Por ende, nada de lo que hagamos en esta vida va a cambiar esas dos fechas, ningún agente externo puede provocar que esas dos fechas se adelanten o se atrasen, eso no quiere decir que como sabemos que ya tenemos hora y momento de partir descuidemos nuestro “vehículo” para este plano, pues nuestro viaje e incluso esa partida pueden ser más o menos traumáticas tanto para nosotros mismos, como para nuestros seres queridos dependiendo de cómo hayamos cuidado nuestro cuerpo y nuestra alma…el tener un cuerpo en condiciones óptimas, así como que nuestra energía este “limpia” de impurezas siempre harán que ese tránsito sea más o menos agradable…..morir se convierte por lo tanto en algo inevitable, pero el cómo morir, o sea como afrontemos la muerte ya sea la nuestra o la de un ser querido si es algo que podemos “edulcorar” y mejorar…..

muertos y espiritus

SOBRE LOS DIFUNTOS Y LOS ESPÍRITUS

En otros post hablo de forma más metafísica, (véase el apartado de teoría) así que voy a dar por hecho en este post que los que lo leéis previamente habéis pasado por allí y comprendido los motivos de nacer en este plano….así que eso me lo salto y nos vamos al “final”…

Nuestro cuerpo físico, o vehículo como lo he llamado antes, tiene una fecha de caducidad, las emociones, relaciones sociales, familiares, y todo lo que va estrictamente ligado a este cuerpo físico con nombre y apellidos, también. O sea, por muy mal que nos sepa, por muy poco “romántico” que parezca, al dejar este cuerpo físico también dejamos atrás todo lo relacionado o vinculado con él, dejamos de tener “identidad” o al menos la misma identidad que teníamos para convertirnos de nuevo, en energía pura sin limitaciones y sin vínculos con este plano.

Creo que queda claro, pero por si acaso expongo un ejemplo y lo hago de algo personal y propio para que se entienda que mis palabras son dichas desde el raciocinio y no desde la emoción…., en mi caso mi padre hace muchos años que falleció, al hacerlo, al dejar su alma su cuerpo físico, todo lo que lo relacionaba conmigo se quedó con su cuerpo mortal, y obvio en mi corazón, mente y energía, por ende es cierto que siempre “vivirá” conmigo pasen los años que pasen, pero “simplemente” como un recuerdo. Su energía, su alma, su esencia, o como queráis llamarlo ya no corresponden ni están relacionados conmigo ni con ningún elemento de este plano. Por ende, cuando el murió, puedo afirmar y afirmo con total rotundidad que mi padre dejo de existir como tal. Insisto, otra cosa es lo que en mí, del permanecerá por siempre, pero eso ya es una cuestión más personal y emocional de nosotros mismos que un hecho. Las “ataduras” emocionales, los vínculos sentimentales, los “títulos” (padre, madre, abuelos, esposo, esposa, etc.) que la persona difunta tuviera en esta vida, se quedan aquí, pues de otra forma serian lastres para su posterior viaje y evolución.

Por nuestra forma mortal de entender la vida y la muerte, por nuestros apegos emocionales, o por nuestro pensamiento limitante y posesivo, es difícil de aceptar esta premisa, pero si somos coherentes con nuestras creencias no podemos creer otra cosa distinta. Todo ser mortal, cuando su envoltura perece, “deja” que perezcan con ella todas y cada una de las relaciones que tuviera en este plano……lo único que ese ser se “llevara” consigo son las “enseñanzas” y lo que el de nosotros pudiera aprender. Siento decir para los más nostálgicos, que todo lo demás, solo son pensamientos limitantes de nuestra mente que se resiste al des-apego de las personas queridas tiene….

Resumiendo y concretando, el cuerpo y mente de mi padre murió hace más de 20 años, y con su cuerpo todo lo que ser quien era, padre, abuelo, hermano, hijo le correspondía en este este plano.

¿Qué sucede a partir de la partir de su último aliento?

Tenemos que volver a ser coherentes con nuestras creencias….uno de los axiomas (un axioma es una ley, sin lugar a interpretación ni excepciones) de la magia es la re-encarnación y la evolución del espíritu inmortal que cada uno de nosotros posee, si no creemos en la encarnación y evolución de nuestro espíritu, todas las demás teorías evolutivas se desmoronan como un castillo de naipes. Ergo al dejar de necesitar su cuerpo físico, mi padre paso a otro plano distinto al nuestro, ya  he dicho que toda “atadura” con este se desvaneció con su último aliento, por lo que nada le importa lo que yo, su hijo cuando él vivía, haga o me suceda en este plano, el sigue su camino al igual que yo seguiré el mío cuando llegue mi momento….lo que sucede a partir de ese instante dependerá de su grado de evolución…un inciso, el grado de evolución de una persona no está limitado a esta encarnación en la que ahora estamos, es un proceso de muchas vidas/muertes, que nos han conducido inexorablemente a nuestro nivel evolutivo actual, por lo tanto que nadie se confunda, el que yo ( hablo de mi de nuevo para hacer este post algo más personal) sea un mago del nivel que lo soy ahora y otra persona en esta encarnación sea por decir lo que mi padre era, mecánico, no implica que mi nivel evolutivo en el “computo” de vidas sea superior al suyo….bien, pues como decía dependiendo de su grado evolutivo a partir de ese último suspiro sucederán unas u otras cosas, pero para simplificar el post que ya está resultando algo largo y quizás tedioso, nos quedaremos con lo que habitualmente sucede, usaremos para ello a una persona cuyo grado de evolución sea el promedio…..en este supuesto que como digo es el de la mayoría, lo que ocurrirá es que esa alma abandonara el cuerpo y pasara de forma inmediata a otro plano, en este plano, hará un análisis ( EL MISMO)  de su paso por esta tierra y decidirá casi de forma inmediata seguir su camino o bien volviendo de nuevo a re-encarnarse en otro cuerpo y volviendo a este plano o bien seguir su “aprendizaje” en otros planos ( “jamás” en el plano astral, la permanencia en el plano astral y la interacción con nosotros solo está disponible para las entidades cuyo grado de evolución sea enorme, y no necesiten volver a la tierra y su misión sea entonces la de interactuar con nosotros ( desde el plano astral), pero de este tema hablaremos en otro post….)

Podríamos pensar que mientras ese ser des-encarnado está en ese proceso “entre vidas” puede interactuar de alguna forma con nosotros, con los seres queridos que tenía cuando vivía aquí como mortal, pero como he dejado claro antes, al des-hacerse de cuerpo físico, esos vínculos también desaparecieron, por lo que es IMPOSIBLE, el contacto, la presencia, o la interacción con esa entidad.

Me explico un poco más, mientras esa alma, que antes era mi padre, está en ese periodo entre vidas, se puede contactar con ella (con la entidad), pero MI PADRE COMO TAL YA NO EXISTE, NI TIENE CONSCIENCIA DE HABERLO SIDO NUNCA.

Hay gente que afirma tener contacto con nuestros seres difuntos, o personas que dicen verlos o interactuar con ellos, no seré yo quien diga que mienten, porque dudo que alguien pueda llegar a mentir con respecto a algo tan doliente, puedo afirmar que esa gente, en su mayoría, es sincera, pero también afirmo con la misma rotundidad, QUE ESTA SINCERAMENTE EQUIVOCADA.

¿Qué ocurre pues, porque hay gente que afirma ver y hablar con nuestros difuntos, o porque algunas personas afirman haber visto a sus familiares ya muertos?

La respuesta es la misma a porque hay gente que afirma ver a la “virgen María” o a Mahoma, o a un extraterrestre….nuestra mente es incapaz de procesar información si no le otorga forma, nombre e identidad, al mismo tiempo tendemos a querer ver y de facto vemos, lo que creemos de forma más consistente, ergo cuando alguien con una sensibilidad algo más elevada que la mayoría de los mortales ve una energía, siente una presencia, vislumbra una sombra o escucha una voz, su mente recurre de forma inmediata a algo tangible, fácil, y que NO LE DE TANTO MIEDO, por lo que según las creencias de la persona que percibe esto, esa “cosa” será nuestro difunto o cualquier otra creencia que el que percibe o nosotros mismos tengamos…

Para los médium al uso, es más fácil decirle al “consultante” que su padre (como sería mi caso en todo el ejemplo del post ) difunto es mi guía, mi protector o que está a mi lado, que explicarme, (quizás porque ni ellos mismos saben hacerlo) que lo que perciben es una energía de otra índole, además que siempre queda mucho más “bonito” decirle a alguien que un ser querido sigue con él, a que ya NO EXISTE COMO TAL. Por lo mismo, que si una persona corriente se levanta pongamos al baño en mitad de la noche, y percibe una energía (hablare de estas percepciones en otros post) tendrá menos miedo si lo identifica con un ser querido, o con algo relacionado con sus creencias que si ve la “realidad” que puede que solo sea una energía residual o una “interferencia” entre planos….o nada más que un “fallo” en su visión…

¿Por lo tanto es posible comunicarse (o que ellos lo hagan con nosotros) con los espíritus, entendiendo como espíritus a seres difuntos des-encarnados con nombre y apellidos como los conocimos en la tierra?

ROTUNDAMENTE NO.

¿Es posible comunicarse con otro tipo de entidad además de con nuestro guía o con nuestro yo astral?

ROTUNDAMENTE SI

Y esto nos lleva a un interesante debate que podéis seguir en el siguiente enlace:

http://www.tarotymagiablanca.com/t28290-sobre-los-difuntos-y-los-espiritusby-javi?highlight=by+javi

Un abrazo…….Javier Sanjuán

Javier Sanjuan

Javier Sanjuan

Saludos, llevo mas de 20 años dedicado a la magia blanca y sobre todo a los trabajos de amor...No te dire que soy el mejor, pero si que mi experiencia y los cientos de testimonios que podras encontrar me avalan, ha partir de ahi. TU decides...

Un abrazo y que Dios guie tus decisiones
Javier Sanjuan

Latest posts by Javier Sanjuan (see all)